Contacto
Comentarios

Seguridad en los exteriores

La supervisión exterior protege edificios e instalaciones públicas, así como construcciones industriales frente al vandalismo, el terrorismo, el robo, la intrusión o la fuga. Algunos de estos edificios y construcciones pueden ser tribunales, centrales abastecedoras de agua y almacenes. A su vez, las casas particulares también se vigilan exteriormente con frecuencia. Algunas de las posibilidades de protección son, p. ej., protección de perímetro, protección de objetos y control de acceso. Los sistemas electrónicos de detección y videovigilancia complementan a su vez los dispositivos de protección como cercados o muros. Dichos sistemas de vigilancia detectan y comunican automáticamente de forma temprana si, por ejemplo, alguna persona intenta entrar por la fuerza o escapar. A su vez, estos sistemas permiten al personal de seguridad valorar correctamente alarmas y responder de forma rápida y correcta a las mismas.

Seguridad en los exteriores
Arriba